search engine by freefind advanced
Bookmark and Share

''I wish that for every month, on the 13th, the people to whom I have revealed to will speak to all My children, to invite the world, and invite every person in the world today to lessen their own desires, putting their own interests above all else.   

 Read more...

  

"The church and the world have a great need for Eucharistic worship. Jesus awaits us in this sacrament of love. Let us not refuse the time to meet Him in adoration in contemplation full of faith and open to making amends for serious offenses of the world. Let our adoration never cease" 

 

Pope John Paul II
Dominicae Cenae

THE MOST SACRED MYSTERY OF THE EUCHARIST


At the Last Supper, on the night when He was betrayed, our Saviour instituted the eucharistic sacrifice of His Body and Blood. He did this in order to perpetuate the sacrifice of the Cross throughout the centuries until He should come again, and so to entrust to His beloved spouse, the Church, a memorial of His death and resurrection: a sacrament of love, a sign of unity, a bond of charity [36], a paschal banquet in which Christ is eaten, the mind is filled with grace, and a pledge of future glory is given to us [37].

 

Constitution on The Sacred Liturgy 

Sacrosanctum Concilium

Solemnly Promulgated By His Holiness Pope Paul VI

on December 4, 1963 

La Fiesta de la Asunción - Agosto 15, 2011

 

 

La mensajera anonima, L., recibe los mensajes por medio de locuciones interiors. L. tambien ve Milagros Eucaristicos y puede fotografiarlos y grabarlos en video. 

 

Cuando Jesus le da mensajes a L. lo hace como un padre amoroso a su hija.

 

(Esta paternidad spiritual de Jesus se puede ver en Juan 13:33, Juan 21:5, Mateo 23: 37, Lucas 13:34 y Marcos 10:24.

 

Parece ser que el cielo esta hacienda enfasis en la doctrina espiritual de los hijos de Dios enseñada por St. Teresa de Lisieux, una Doctora de la Iglesia.)

 

Download
New file download

La Fiesta de la Asunción

Agosto 15, 2011 – Fiesta de la Asunción – Capilla de Adoración – 1:27 p.m.

 


 

L.: Padre, hoy, porfavor dejame escribir acerca de mi Madre.


Hoy es la Fiesta de la Asunción de mi Madre!’


Estamos celebrando el día que mi Madre, se fué al cielo en cuerpo y alma, a estar don Dios!


Este evento pasó hace muchos siglos, pero ha permanecido para siempre en nuestros corazones.


Eso fué una Gloria para la humanidad!

 

Madre se fué, en cuerpo y alma al Cielo, para reunirse con Dios y la corte celestial, que están cantando y alabando a nuestra Madre en el Cielo.


Oh, Madre, Tú que representas a la raza humana, Tu te vas al Cielo!


Oh, que alegría, que maravilla!


Oh Virgen, Reina del cielo Y Madre de todos los hombres!


Que honor es para nosotros, ser tus hijos, para quienes Tu amor maternal es eterno.

Oh, Virgen Reina del Cielo y Madre de la humanidad!


Oh, que honor es para nosotros ser tus hijos, para quienes Tu amor Maternal es eterno y permanence a travéz de los siglos!


No importa cuantos siglos han pasado, Tú sigues junto con Jesús, amando a Tus hijos, amando a los hombres, amandonos, sin dejarnos nunca.

 

Madre Santísima: Mis hijos, ¿Usteded saben que en cualquier momento, sin importar donde me encuentres, aparte del lugar en mi corazón para Dios, siempre hay un lugar en mi corazón reservado para ustedes.? Yo Espero que cada uno de ustedes, me acepte y venga a Mi para poder abrazarlos.


Mi mano cariñosa aliviará las heridas de sus corazones.


Yo les ayudaré con los sufrimientos que ustedes tengan que soportar en su vida.

Yo los excusaré cuando ustedes caigan en las pasiones pecadoras de esta vida, cuando caigan en las trampas de este mundo.


Yo sostendré sus manos cuando ustedes tengan que caminar a travéz de los obstáculos de esta vida.


Yo los protegeré con mi manto cuando vengan a mi buscando protección. Yo los consolaré cuando hayan sido traicionados. Yo secaré sus lágrimas cuando tengan que lidiar con las penurias de la vida. Yo los salvaré cuando esten parados en la orilla del abismo de los pecados.


Oh, hay tantas cosas que Yo estoy lista para hacer por ustedes y que quiero hacer por ustedes. Yo nunca les negaré nada cuando vengan a mi suplicando Mi ayuda.


Vengan a Mi cuando estén agobiados con las cosas que son más de lo que pueden cargar y Yo estaré con ustedes. Yo rezaré a Dios por ustedes. Yo compartiré sus amarguras, sus tristezas, y sus alegrías. Vean con sus ojos de la Fé Y ustedes podrán reconocerme.

 

Oh, mis hijos, Yo no les negaré las cosas que ustedes Me piden.


Sean Fuertes y apartense de las cosas que los mantiene prisioneros, las cosas que los esclavizan a los pecados del mundo.


Ustedes tendrán todo renovado, un Nuevo Cielo, una nueva Tierra. Un lugar lleno de promesas que Dios tiene para ustedes. Ahí es donde su verdadero hogar está.


Ahi es donde Yo los estaré esperando, para llevarlos a Dios. Ahí, donde el amor es infinito, mucho más de lo que la humanidad podría tener.

 

L.: Oh Madre, ¿puedo preguntarte que me dejes saber aunque sea un poquito acerca de Tu Asunción? Yo he escuchado que la Aunción significa irse al Cielo, que irse al Cielo es la Asunción. Es eso? ¿Yo me pregunto a mi misma si puede ser así, tan simple?


Madre,¿Tal vez Tú nos puedes decir acerca del significado de esta fiesta? Me gustaría escuchar y saber.


Oh, está es una gran gracia! La Madre de Dios y la Madre de la humanidad me va a decir que es la Asunción!

 

Madre Santísima: La luz era brillante y los Cielos se abrieron. Eran millones los coros angelicos, miriadas, coro tras coro, llenando todo el Cielo, en el medio del Cielo había un camino, con una alfrombra, era muy ancho, era inmenso. Los angeles llevaban vestiduras blanncas, y los santos llevaban vestiduras de color marfil, muy hermoso.

Los santos estaban parados en el orden jerarquico que Dios les había asignado. Los angeles tocaban las trompetas y la música, adentrandose en los cantos, los cuales eran melodiosos y poderosos. La música empezó a lo lejos, y después se acercó. La música era encantadora y sonaba como el canto de los pájaros qe cantan temprano en la mañana.


Después vino el sonido de los tambores, luego las flautas, después el imponente sonido de las trompetas. El sonido combinado de todos los instrumentos u el sonido de la música era tan hermoso, que tocaba el corazón, no se como describirtelo para que lo entiendas.


A lo lejos, una luz exquisitamente Hermosa y de una luz de brillo glorioso brillaba atrás del Trono de Dios. Los rayos de luz brillaba a todos los rincones. O creo que la luz era la Luz de Dios. La luz era tan brillante que brillaba por todo el Cielo de tal manera que nadie tenia que usar sus ojos para siquiera imaginarlo. Solo Dios, Dios les dió a los santos, a los angeles, y a todos aquellos que están en el Cielo, n par de ojos especiales, para que ellos puedan vivir en el Cielo con El. Exceptuandome a Mi, vestida en Mi vestido color marfil, justo como el que estaba usando cuando fuí a misa esta mañana, el vestido color marfil con un poco de colores pastel, y en mi cabeza, había un velo blanco, muy bonito.

 

L.: El Vestido que you vi que Tu usabas esta mañana era esplendido y muy hermoso Madre. Era diferente al los otros vestidos. Era verdaderamente hermoso, o no se como describer el color del vestido y la magnifica belleza de la Reina del Cielo. Las cosas que he sentido en mi alma, Oh Madre,m hemos hablado del vestido y ahora ¿podríamos volver a la parte donde Tu caminabas hacia el Trono de Dios Padre?

 

Madre Santísima: Yo caminé despacio hacia las cortes celestiales. Despacio,dando un paso a la vez, y en ambos lados había angeles caminando conmigo. Cuando nos acercamos al Trono de Dios, los angeles Me ayudaron a hincarrme ante Dios Padre.

Su voz era majestuosa, Su capa celestial era esplendida, de un color brillante amarillo, que nada se puede comparar con ella. Fué entonces que pude ver la cara de Dios Padre.

 

Hubo muchos más detalles que no puedo describirtelos todos.


Yo mire a Jesús, Mi Hijo. El se adelantó,Su cara brillante, con su cabello a la altura de los hombros, muy guapo. El ha siendo siempre dulce conmigo, Sus gestos tan cariñosos y tiernos como cuando estaba en la tierra.


Asi, fuí presentada a Dios Padre y luego a Jesús. Hubo muchas más cosas, pero esto es todo lo que yo te diré.

 

L.: Oh Madre, yo te agradezco mucho. Quién en la tierra podría saber esto? Es verdaderamente una felicidad y una alegría que me hayas hablado acerca del día de Tu Asunción!

 

Madre Santísima: L.,esta es mi recompense para ti, po r tu amor a Dios y para Mi. Yo todavía tengo muchas más cosas.


Recuerda que debes antener una buena vida spiritual, amando y alabando a Dios en Tú vida. Tú podras recibir más cosas de Dios.


Trata de vivir una Buena vida, y siempre estate alerta, y reza. Dios está siempre a tu lado y el Espíritu Santo siempre te está cuidando en este mundo, el cuál está lleno de trampas.


Vete a casa ahora..

 

5:34 p.m.

Print Print | Sitemap Recommend this page Recommend this page
© The Miraculous Power of the Eucharist